Un ambientador son sustancias naturales o químicas que ayudan a neutralizar olores ofensivos presentes en el aire y a cambio ofrecen uno más agradable. Estos son de excelente ayuda para eliminar cualquier tipo de olor presente en casa, habitaciones, baños o cocheras.

A nadie le agrada llegar a un lugar y que este tenga olores desagradables. Por ello y gracias al ambientador, los espacios pueden permanecer con agradable aroma las 24 horas del día sin problema.

Si bien es cierto que pueden existir varios factores que cambian los aromas de la casa, también es cierto que no es un problema que no tenga solución. Por ejemplo los malos olores mayormente emanan de los rincones donde se pasan o duermen las mascotas.

También los rincones donde suelen estar los cubos de basura, ropa sucia y otros. Precisamente de estos rincones es que los olores se desatan.

Hay que tener en cuenta que cualquiera que sea el espacio, casa, oficina, es importante mantener un buen ambiente. Afortunadamente se puede obtener a través de los ambientadores, que pueden ser comprados en tiendas o puedes hacerlo en casa.

El ambientador permite un aroma agradable, fresco y limpio. Causa una buena impresión y transmitir tranquilidad y armonía.

¿CÓMO HACER UN AMBIENTADOR CASERO?

¿Cómo hacer un ambientador casero?

Aunque pareciera un proceso complicado, la verdad no lo es. Y lo más importante es que puede utilizar aromas que te agraden y ambientar cualquier espacio que desees.

Así que te doy una serie de ideas para hacer un ambientador casero.

Puedes llenar una botella con agua y añadir algunas gotas de aceite esencial del aroma que más prefieras. Esto funcionará para esparcir en cualquier rincón de la casa a cada momento que lo prefieras. También puedes usar zumo de limón con un poco de bicarbonato, este mayormente es bueno para eliminar malos olores.

Otro buen dato si buscas neutralizar olores fuertes, los granos de café son una excelente opción para ti. Todos sabemos que el café es un ingrediente que desprende mucho aroma, por lo tanto tiene una gran capacidad para neutralizar otros olores. 

Es importante destacar que el café debe ser en granos para que funcione mejor, nunca molido o ya preparado. Los granos puedes acomodarlos en envases de vidrio decorativos y colocarlos en los rincones que consideres. Como se trata de olor agradable es muy probable que no le parezca fuerte a otros.

 

¿Cómo hacer un ambientador casero?

Popurrí y bolsas con cedro

Los popurrí son las opciones predilectas para cientos, pues esta combinación de flores y especias naturales son perfectas para perfumar cualquier habitación o salón de la casa. Este popurrí mayormente se coloca en tazones en la sala o el baño.

Hay quienes hacen popurrí de acuerdo a sus gustos florales y especias, las colocan a secar y listo, un cúmulo de aromas indiscutibles.

En cuanto a las bolsas o sacos con bastoncitos de cedro es otra gran opción para mantener alejados los malos olores de casa. Precisamente la madera de cedro tiene un aroma agradable y es eficaz para neutralizar los malos olores.

FRUTAS CÍTRICAS Y OTROS AROMAS

Frutas cítricas y otros aromas

Otra opción para usar como ambientador, es usar alguna fruta cítrica entera o cortada en trozos alrededor de tu hogar. Lo que debes hacer es colocar las conchas secas en un envase de vidrio y dejarlas en los rincones que consideres.

  • Velas y naranja

Puedes también hacer velas con la concha de la naranja o limón. Lo que debes hacer es cortar la parte superior de la naranja e introducir una vela. Si lo deseas, puedes ponerle a la naranja clavos aromáticos. Ya verás que con el calor de la vela se irá desprendiendo un aroma muy agradable.

  • Velas y canela

Otra gran opción para usar como ambientador es las velas y los palos de canela. Este igualmente es un excelente ambientador muy fácil de elaborar. Si tienes algunas velas en casa, lo que puedes hacer es atarles canela en rama con un cordel, y cuando prendas la vela, el calor que se desprende hará que toda la habitación huela a canela, y su olor se intensifique.

  • Fiesta de aromas

Para tener una natural fuente de aromas y ambientador 100% natural, puedes elegir una cesta de mimbre o una cajita de madera y colocar las plantas aromáticas de tu gusto.

Puedes usar pétalos de rosa, hojas de laurel, flores de eucalipto, hojas de nogal, tomillo, salvia, lavanda, y también otras sustancias alimenticias como la vainilla, canela en rama, jengibre y muchas otras que existen. Las proporciones deben de ser grandes, para que perfume toda la estancia.

Otra opción económica y sencilla, es usar un jabón de tocador aromático. Lo que debes hacer es rallarlo e introducir los residuos dentro de bolsitas de tela. La cierras bien con una cinta y ya está listo para que la cuelgues en cualquier  lugar de tu casa, incluso dentro de los closets.

Copy