El óxido puede estropear mucho cualquier superficie

Quitar óxido en todo tipo de superficies

El óxido es un elemento que puede afectar a una gran parte de las superficies de herramientas o zonas de la casa. Este proceso podemos revertirlo y conseguir que vuelvan a lucir como a antes. El metal es posiblemente uno de los elementos donde el oxido es más visible, aunque no es el único. Puede aparecer en ropa o incluso en el suelo. Ante una invasión de óxido en nuestro hogar debemos luchar con todas nuestras fuerzas para eliminarlo. Toma nota de estos remedios caseros y fáciles de aplicar para quitar el óxido de todo tipo de superficies.

Cómo quitar óxido de todo tipo de superficiesQuitar óxido en todo tipo de superficies

A la hora de quitar el óxido de todo tipo de superficies debemos buscar en nuestra cocina unos ingredientes infalibles. Hay dos básicos que nos servirán para eliminar el óxido de todo tipo de superficies, sea cual ser el lugar que tengas este elemento prepara vinagre, bicarbonato y Coca-Cola. Estos dos elementos que seguramente tienes en tu cocina te ayudarán a eliminar todo el óxido de una manera casi mágica.

La Coca-Cola puede hacer el milagro en las sartenes que han quedado llenas de óxido. Si has llegado a la cocina de la abuela en busca de su sartén de metal y te la has encontrado llena de óxido, prepárale un baño de Coca-Cola. Podrás comprobar como literalmente el óxido desaparece en cuestión de minutos, es el elemento low cost que puede hacer que nuestras sartenes queden perfectas con el mínimo esfuerzo posible. Puedes aplicarlo también sobre cualquier metal que esté afectado por el óxido.

El bicarbonato necesita tiempo, pero siempre queda bien. Sobre el suelo, metal o incluso ropa, coloca un poco de bicarbonato y deja que actúe. Con un par de horas será suficiente para comprobar como el óxido ha desaparecido. Baña el elemento que quieras limpiar, frota bien para eliminar todo el bicarbonato, mientras vas viendo como el óxido desaparece, es un método de los de toda la vida que nunca te fallará.

El último ingrediente para quitar el óxido de cualquier superficie es el vinagre. Para el metal simplemente llena un cubo y añade unas cucharadas de vinagre. Baña el objeto en él y veras como el óxido desaparece. Puedes necesitar un poco de sal, el otro elemento que servirá para limpiar cualquier superficie. El vinagre es un producto barato de todo uso que, seguro que nos saca de más de un apuro, no solo en la cocina, también en infinidad de trucos caseros.

Copy