¿Cómo se limpia una sartén quemada? 3 consejos fáciles y efectivos

Cada uno de nosotros ya se ha enfrentado a una cacerola de acero inoxidable en llamas. Bastan unos minutos de descuido para que nuestra comida se siga cocinando hasta que huela a quemado. Para eliminar la suciedad, purificar las zonas aceitosas y limpiar el acero inoxidable, existen soluciones formidables.

¿Cómo limpiar sartenes quemadas?

Consejo 1: bicarbonato de sodio para combatir las marcas de quemaduras en las sartenes

bandeja para hornear

El bicarbonato de sodio es uno de los imprescindibles en la cocina hoy en día. Para limpiar y desengrasar ollas y sartenes, eliminar malos olores, fregar el baño, quitar la ropa o blanquear juntas de azulejos, este producto de limpieza es imprescindible. Limpia eficazmente todas las superficies de tu hogar. Si accidentalmente quemaste tu sartén, puedes quitar las marcas usando bicarbonato de sodio  . Primero, llene su sartén con suficiente agua para cubrir el fondo quemado. Vierta 2 cucharadas de bicarbonato de sodio y pon la cacerola al fuego; Cocine a fuego lento durante unos minutos. Luego, retire la sartén del fuego y deje que el agua se enfríe, luego drene el agua de la sartén y una vez más aplique bicarbonato de sodio directamente en el fondo quemado; añade unas gotas de agua hasta obtener una pasta y deja actuar durante 10 minutos. Finalmente, use una esponja áspera para fregar y aflojar los restos de comida y la suciedad.

Consejo 2: sal para eliminar las manchas difíciles

manchas de sal

La sal es un producto de limpieza que se puede utilizar  para fregar ollas y sartenes quemadas, pero también para limpiar el lavabo o el baño. Libre de químicos, este ingrediente es un truco de abuela que devuelve todo el brillo a las sartenes. La sal también es uno de los trucos más efectivos de la naturaleza para eliminar las manchas difíciles y las marcas de quemaduras de las ollas y sartenes de acero inoxidable y hierro fundido. Sin embargo,  la sal no debe usarse en sartenes antiadherentes. Para realizar este truco, vierte un litro de agua tibia en tu sartén quemada y luego agrega 3 cucharadas de sal. Dejar en remojo durante 10 minutos y luego llevar el agua a ebullición. Una vez que el agua hierva, cocine a fuego lento durante 15 minutos a fuego lento. Luego solo tienes que frotar con una esponja para eliminar los residuos más resistentes.

Consejo 3: agua hirviendo y detergente líquido para que las sartenes brillen

truco de cacerola

El líquido para lavar platos tiene muchos usos .   Para desengrasar las sartenes de forma efectiva, el agua hirviendo y el detergente líquido pueden ser muy efectivos. Simplemente vierta agua en una cacerola y luego agregue 3 cucharadas de líquido para lavar platos. Lleve el líquido a ebullición y luego cocine a fuego lento durante 15 minutos. También puede reemplazar el líquido lavavajillas con pastillas para lavavajillas. El líquido para lavar platos y las tabletas tienen enzimas diseñadas para eliminar las manchas difíciles. Después de hervir el agua en la sartén, retírala del fuego y déjala enfriar por un rato. Luego, solo tienes que frotar con una esponja para eliminar los restos.

Estos tres consejos eliminan rápidamente las marcas de quemaduras y dejan sus sartenes relucientes.

Copy